Cultiva Riqueza

Mediante el Arte Del Cuidar

Quisiera contarte que soy la perfecta madre y esposa de una impecable familia, pero la verdad es que no ha sido así, tuve mi primer hijo a los quince años y fui madre soltera por aproximadamente doce años.

Luego conocí al hombre de mi vida y mi historia se divide en antes y después de él y del nacimiento de mi tercera y última hija, mi esposo es un gran amante y un grandioso compañero de camino, un hombre que me inspira a querer seguir por su sensibilidad y capacidad de asumir la responsabilidad que le corresponde en la pareja.

Mi hija Diana es la conexión con esa Dayana intensa y valiente que fui, ella ya es toda una mujer madura y sabia. Mi hijo partió de a la presencia de Dios a sus veintiséis años, me dejo a mis nietos como muestra de su amor y paso por esta tierra.

¿Qué es Economidar? Es cultivar la riqueza del cuidar, es lo que aprendí,experimente y comparto contigo después de haber sido procesada como nunca en el tema financiero, es la forma en la que Dios me enseño a ejercer la mayordomía del dinero en pro del bienestar de mi familia, del mundo y del mio propio.

No es libertad es plenitud financiera, aprender a vivir sin que la cantidad de dinero que tienes te defina, es valorar el dinero exactamente por lo que es, un medio para satisfacer tus necesidades y no el fin por el cual vives, el dinero nunca ha de estar por encima de lo que es verdaderamente valioso e importante

¿Quién eres y qué te queda cuando todo el dinero se ha ido? ¿Qué es lo que te sostiene? ¿Estas dispuesta a reconocer que no eres un producto terminado y siempre puedes aprender a hacerlo mejor? Eso es riqueza, abundante y plena.

Quédate si realmente quieres comprometerte con la experiencia. Si no tienes el tiempo para el trabajo contigo o lo que ves no te resuena, sigue adelante, sigue buscando. Aquí es preciso que estés dispuesta a quitarte el velo que probablemente te ha estado encegueciendo durante generaciones.

Y como la forma en la que nombramos las cosas importa, porque tienen el poder de cambiar el curso de la historia, ser la gerente de tu hogar es apenas un rol más que ejercemos las mujeres, quienes decidimos dedicar la mayor parte del tiempo a nuestro hogar no somos amas de casa, somos mujeres cultivando la riqueza del cuidar, estamos formando ciudadanos en bienestar, construyendo un legado que perdurara generaciones e impactara a miles de otras vidas.

Criar a plena consciencia, y acompañara otros a hacerlo es mi aporte para disminuir la violencia, el sufrimiento, la desigualdad social, el abuso sexual, los flagelos sociales, la discriminación y la pobreza, una madre ausente generalmente es una madre que se ha perdido detrás del poder o el dinero .

Estar presente en la vida de tus hijos es prepararlos en lo único que nadie podrá hacer mejor que tú, sustentarlos en su espacio emocional, maternar es la garantía de no tener que preocuparnos por los idiomas que hablen, el prestigio de las universidades en la que estudien, los países en los que vivan, ni las carreras que escojan, y esta no es únicamente mi opinión, es la realidad que probablemente estés perdiendo de vista.

¿Estas dispuesta?